14 de abril de 2008

Muchas veces me salvo de milagro

Leo en el blog de ironjavi

"...Cuando estoy en mi bicicleta, soy muy vulnerable. Me siento demasiado expuesto a individuos embrutecidos que conviven conmigo en esta sociedad. Muchas veces me salvo de milagro. Todos van con prisas, violentos, pero yo tengo que relajarme y tener cuidado. Es otra de las grandes diferencias entre los deportistas y los que no lo son. Hay mucho sentimiento, muchas ilusiones en esos entrenamientos que no se aprecian ni se entienden por quien no lo experimenta. En cierta manera pienso igual que Kristy. Todo puede cambiar en un segundo. Aloha."

Me han venido a la cabeza bastantes momentos de "muchas veces me salvo de milagro". Creo que todos los que montamos en bici tenemos muchos, demasiados, recuerdos de este tipo. Suerte que podemos contarlo. Otros no tuvieron esa suerte.

5 comentarios:

robert mayoral dijo...

por desgracia es así, pero tenemos que convivir, y si realmente queremos hacer eso que nos gusta no hay más remedio....la suerte es que lo podamos contar siempre!!

Nacho Cembellin dijo...

Yo pensaba que ibas a contar eso de ue has subido Morcuera porque el Nachete lo había subido y claro... picao, picao, Bitelchus, que eres un Bitelchus

Ishtar dijo...

Ufff, es verdad, muchas veces nos salvamos de milagrito... y esto me recuerda una y otra vez por qué narices hay gente que va por ahi sin casco... es que no lo puedo comprender.

Besicos!

edecast dijo...

A ver torpedo Nachete. Pero si ya he dicho que entreno por sensaciones. Y resulta que el domingo me cuentas que has subido Morcuera, pues llega el lunes y tengo “sensación” se subir Morcuera, posnormal ¿o no? ;-)
La verdad es que iba a hacer también Canencia pero vaya frío bajando así que pa’casa directo. Todavía hace fresco para subir puertos, o es que soy moñas.

akela dijo...

Además de miedo yo tengo mucho respeto y acoj.... es muy difícil la convivencia bici/coche ... no se como sois capaces de ir "solos" (en bici) por esos mundos de Dios

Espero que por muchos años sigamos "contándonos" experiencias. ¡¡cuando veo a alguien sin el casco me pongo mala!!

Besos.